FANDOM


En este artículo se habla de Marwood Frei y Johanna Manzini, los padres de Bea Frei, la actual verdugo de la Facción Austral.

Marwood Frei

Marwood Frei fue un híbrido de lobo nacido en la aldea de Tirwal (En la Facción Austral). Como todos sus

Crowenoah

Marwood Frei en sus últimos años.

ancestros, trabajó como verdugo al servicio de la Facción, siendo muy diestro con el hacha. Era un hombre grueso sin llegar a gordo, y su cabello y barba eran castaños aunque en sus últimos años comenzó a tener canas. Sus ojos eran amarillos, muestra externa de su raza. Era un firme creyente del Panteón de Muertes y transmitió esa creencia a su hija y sucesora.

A los 30 años, mientras volvía de cazar conejos en el bosque, se cruzó con un carruaje. En él iba Johanna Manzini, una joven noble de Dauralesia. Sufrieron un flechazo a primera vista, y a los pocos días se la encontró en la aldea, buscándole para casarse con él.

Johanna Manzini

Character artwork for game of thrones ascent by dashinvaine-d5wdw3r

Johanna Manzini de joven (se desconoce su aspecto actual)

Johanna Manzini es una mujer noble nacida en Dauralesia hace 39 años, en el seno de una de las familias más importantes

de la Facción. Fue criada para ser una perfecta dama, pero todo aquello se desmoronó cuando a los 16 años pasó en su carruaje por las cercanías de Tirwal cuando volvía de ir a conocer a uno de sus pretendientes. Se enamoró a primera vista de Marwood, verdugo de la Facción. A sabiendas de que sus padres no aceptarían aquel matrimonio, se fugó de la mansión para buscar a su amor, con el que se casó al llegar a Tirwal.

Se dice que es una dama excepcionalmente bella.

Vida en común

A los dos años de matrimonio, La Madre tuvo la gracia de concederles una hija, Beatrice Rosemarie, a la que todos en la aldea conocerían como Bea. Aun viniendo Johanna de una familia noble, fueron un matrimonio muy feliz y este nacimiento les causó una dicha aún mayor.

Pero la desgracia tardó un año en aparecer de la mano de la familia de Johanna, que no toleró la idea de quedar deshonrada por la fuga de la joven. Unos sicarios pagados por los Manzini consiguieron dar con ella en la aldea mientras Marwood había ido a recoger leña y Bea dormía en su cunita. La secuestraron dejando a la niña dormida en su lugar (la despreciaban por ser híbrida como su padre, por tanto no tenía valor para ellos). Ese es el escenario que halló Marwood al regresar del bosque. No se sabe nada de ella desde entonces.

Marwood en soledad

Marwood se vio obligado a criar a su hija solo, pero contó con la ayuda de la aldea para cuidarla mientras él viajaba para trabajar. Se esmeró en enseñarle que la cultura y el oficio de verdugo no estaban reñidos, y siempre le traía algún libro de sus viajes. Mientras investigaba sobre la desaparición de su esposa, se encontró con que los registros del matrimonio habían desaparecido misteriosamente y que en las actas de nacimiento de Bea había desaparecido el nombre de Johanna, usando una fórmula legal que declaraba a su hija como concebida por una prostituta.

Cuando su hija cumplió 16 años, empezó a enseñarle el oficio de verdugo para que pudiese ocupar su lugar llegado el momento, y a llevarla en sus viajes como ayudante para que aprendiera lo que era estar sobre el cadalso. Tanto la esperanza de hallar a Johanna como la de ver a Bea como verdugo en plenas funciones quedaron truncadas a los 53 años, cuando Tirwal cayó en una masacre provocada por unos mercenarios. Lo único que pudo hacer fue gritarle a su hija que cogiera el hacha familiar y empujarla por la puerta trasera de la cabaña para que salvara su vida.